Internet es un excelente medio que sirve no sólo para informarse sino para comunicarse e interactuar con otras personas. Las posibilidades que ofrece Internet son infinitas pero, como sucede con otros medios de comunicación, el acceso a Internet por parte de los menores también tiene su cara menos amable: los más pequeños podrán acceder a contenidos que no siempre te gustaría que vieran.

Para que tu experiencia en Internet resulte segura y divertida, y puedas compartirla con los menores, hemos creado esta sección, donde se recogen algunos consejos para que los más pequeños disfruten de su navegación en Internet. Si compartes con ellos estos consejos les ayudarás a minimizar el riesgo que puede significar dejar a un menor mantener contacto con otros usuarios
dragonsafetyspanish.gif
a través de la Red.


CONSEJOS PARA UNA NAVEGACIÓN SEGURA


A continuación, encontrará algunos consejos de carácter general que deberá tener en cuenta cuando navegue con niños:

Sitúe el ordenador en un lugar donde el adulto, bien sean los padres o tutores, pueda ver lo que sus hijos e hijas están viendo. Un buen lugar podría ser el salón de casa o cualquier espacio en el que se reúnan para compartir su tiempo juntos. NUNCA coloque el ordenador en el dormitorio del niño.


EN TODOS LOS SERVICIOS DESCRITOS ES NECESARIO CREARSE UNA ID


Para poder participar en un chat, comunicarse a través de la mensajería instantánea, crear o entrar en un grupo, tener una dirección de correo electrónico, participar en un foro o crearse un página en GeoCities es necesario que el usuario se haya dado de alta y tenga creado lo que llamamos una ID, que es un nombre de usuario o apodo asociado a una contraseña. Los padres deben conocer todas las contraseñas (en el caso de que existan) de sus hijos.
  • No olvidemos que el usuario puede tener varias identidades, apareciendo así bajo nombres distintos, ya que puede crearse más de un perfil asociado a su persona o a su cuenta de correo.

LA INFORMACIÓN PERSONAL NO DEBE FACILITARSE A USUARIOS DESCONOCIDOS

  • Es fundamental manejar con cuidado la información personal y no facilitar datos como el número de teléfono, dirección de correo electrónico u ordinario, información sobre la familia, colegio o sitio de trabajo.
  • La contraseña personal asociada a la ID es nuestra identidad para navegar por Internet. No se debe compartir con nadie, ni siquiera con amigos.
  • Es importante recordar a los menores que no den a conocer su ID en sitios públicos para evitar que desconocidos establezcan contacto con ellos.

CUIDADO CON LOS DESCONOCIDOS

  • No olvidemos que, independientemente de la diversión que ofrezca la comunicación a través de Internet, resulta muy complicado saber realmente con quién hablamos.
  • En caso de uso inapropiado del lenguaje, el usuario cuenta con la opción de ignorar a usuarios específicos, abandonar libremente la comunicación o utilizar un filtro de lenguaje.

PIENSA ANTES DE HACER CLIC

  • A través de todos estos servicios es posible compartir archivos. Debemos procurar no abrir ficheros o documentos de desconocidos, ya que corremos el riesgo de recibir material no deseado o algún tipo de virus.
  • Se aconseja a los usuarios que, si reciben algún mensaje no deseado, lo mejor que pueden hacer es no responder, o bloquear la dirección o la ID del remitente de ese mensaje.

LOS PADRES DEBEN SABER

Hacer amigos en Internet es muy divertido, pero no olvidemos lo importante que es que los padres o educadores sepan con quién se relacionan los menores para que, si surge la posibilidad de concertar un encuentro, puedan estar al tanto de ello. Por tanto:

  • Acompañe siempre a los menores cuando estén conectados a Internet. Esta es la mejor manera de saber qué sitios visitan. Hay muchas páginas dirigidas especialmente a los niños, realizadas teniendo en cuenta su edad y su sensibilidad: ayude a sus hijos a conocer estos sitios.
  • Puede utilizar los denominados filtros de familia. Los filtros permiten excluir automáticamente sitios que considere inadecuados para un menor.
  • Debe darles reglas concretas de cómo navegar de forma segura en Internet.
  • Enseñe a los niños a identificar un espacio publicitario. En muchas ocasiones los anuncios tienen la apariencia de un cómic. Los niños cuando son pequeños no se dan cuenta de que a través de mensajes comerciales se puede recolectar información personal o vender productos.
  • Explique la importancia de la privacidad y de la tutela de la información personal y familiar. Recuerde que muchos sitios web solicitan y almacenan datos personales como: nombre, dirección de correo, código postal, etc. La recopilación de datos puede producirse al registrarse en un sitio, grupo o club; cuando se inscriba en un concurso o en una promoción; o cuando rellene un cuestionario. Recuerde verificar siempre las normas de privacidad del sitio web visitado por el niño. Hágale saber los motivos por los que no deben dar su verdadero nombre o datos de contacto en las salas de chat, foros, grupos o a los amigos que conozcan en la red. Por medio de estos datos, un menor podría ser fácilmente contactado por un desconocido. Permítales comunicarse con otros usuarios sólo si les ha autorizado y si está presente.

    Con esta información se espera, hacer más accesible Internet a aquellos que, por desconocimiento o falta de tiempo, tienen cierto recelo ante sus posibilidades. La red proporciona a los usuarios, entre otras ventajas, un lugar idóneo para reunirse, interactuar y compartir ideas con los demás. Siguiendo unas pautas de comportamiento basadas en un buen hábito de conducta conseguiremos que Internet se convierta en una fuente de conocimiento, diversión y comunicación.

    Para más información sobre la protección infantil en Internet puede utilizar las siguientes direcciones:


    USO SEGURO DE INTERNET PARA FAMILIAS

    Si tú o tus hijos encontráis algo ilegal o amenazador, a través de estas páginas podéis ayudar a eliminar cualquier tipo de Web que tenga contenidos que vayan contra la ley y la integridad de tus hijos o hijas:

    www.protegeles.com
    www.webadenunciar.com